martes, 12 de abril de 2016

De verdad
a veces quisiera ser caníbal.
No tanto por el placer
de devorar a Fulano o a Mengano
como por el de vomitarlo.

E.M.Ciorán


4 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Dejemos lo divino en los libros de fantasía donde pertenece.
      Mejor digamos "placer terrenal".. jajaj

      Eliminar
  2. Passando pela net encontrei o seu blog, estive a folhear achei-o muito bom, feito com muito bom gosto.
    Tenho um blog que gostava que conhecesse. O Peregrino E Servo.
    PS. Se desejar fazer parte dos meus amigos virtuais faça-o de forma a que eu possa encontrar o seu blog para o seguir também.
    Que haja paz e saúde no seu lar.
    Com votos de saúde e de grandes vitórias.
    Sou António Batalha.
    http://peregrinoeservoantoniobatalha.blogspot.pt/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, he tenido que tirar de traductor de google para entender bien.
      Agradezco tus palabras, no obstante he ojeado tu blog y he de admitir que hay demasiadas creencias y espiritualidad en él, tanto que, tristemente, no es para mí.
      Como dijo Nietzsche; "dios ha muerto, nosotros le hemos matado"...
      O dicho de otro modo; si no creo en las hadas, ni en el ratoncito perez, mucho menos en un ente divino (bastante mal inventado, por cierto).

      ¡¡Y de existir, puedo asegurar que tendría la entrada vetada a éste blog y a mi casa...!! (sin ánimo de ofensa...)

      Saludos.

      Eliminar

escupe.